...

¿Cómo identificar un cabello dañado?

Comparte en Facebook Twitter

Todas las personas, en especial las mujeres, nos hemos mirado al espejo y nos hemos sentido mal al verlo feo. Esos días en los que luchas y se hace casi imposible peinarlo. Hoy te contaremos cómo identificar si tu cabello está dañado y cuáles son las posibles causas.

Las puntas partidas, la falta de brillo y la resequedad son las formas más visibles de un cabello dañado y por lo general son el resultado de un mal trato acumulado y factores externos. En general cuando usamos productos químicos o exponemos nuestro cabello a un calor excesivo, estamos afectando directamente la cutícula del cabello, dejando expuesta la capa interna y sus células más frágiles. Y así comienzan los problemas en el cabello.

¡Conozcamos un poco más!

Daño Químico:

Todos los tratamientos químicos como el tinte, y alisados permanentes, resecan el cabello y modifican su estructura natural. Hay que reconocer que nos encantan, que nos hacen ver hermosas y sentir más seguras cuando cambiamos de look; pero debemos tener cuidado, porque con el tiempo resultan muy dañinos para la salud de nuestro cabello.

El uso excesivo de estos tratamientos rompe la capa superficial y llega hasta el córtex, retirando la capa protectora de la cutícula y reduciendo la capacidad de retener la humedad. Básicamente esto hace que nuestro cabello se deshidrate y pierda brillo y textura.

La exposición a la luz solar o al calor excesivo:

A todas nos encanta lucir nuestro vestido de baño nuevo en las vacaciones, ya sea en una playa paradisiaca o bronceándonos en la piscina. Pero por lo general no sabemos lo perjudicial que esto puede ser para nuestro cabello si no tenemos cuidado.

El agua salada del mar, el cloro de la piscina y la contaminación afectan directamente la raíz del cabello haciendo que se rompa, ocasionando frizz y resequedad; y obviamente una apariencia no muy bonita. Además, una larga exposición a la luz del sol, hace que nuestro cabello pierda la capacidad de retener humedad, pierda sus proteínas y comience a decolorarse. 

Esto también sucede cuando abusas del uso de la plancha y el secador, esa fuente de calor directa también rompe la capa de protección, dejando expuestos el córtex y las capas más internas del cabello. Cuando eso ocurre, el cabello pierde la capacidad de retener sus proteínas naturales y vitaminas.

¡Ahora ya sabes cómo identificar un cabello dañado!

Prepárate, porque en nuestra próxima entrada del Blog te daremos algunos tips para reparar tu cabello con los productos María Salomé.